¡Cuántas voces se oyen
diciéndome que espere,
que este rincón es bueno
para pasar la tarde!

¡Y cuántas confidencias
oigo bajar del cielo,
cuánta humedad en el aire
pidiéndome un minuto!

Si pudiera callarme
y dejar de hablar solo,
todo lo entendería:
¡cuánto me cuesta siempre estar atento!

(De El paisaje total, 2014)